ZINET MEDIA SUSCRIPCIONES

Compartir:

Moda de verano | Marie Claire nº 439 junio 2024

4,99 

Hay existencias

Cécile Chaminade (1857-1944), compositora y pianista francesa, mostró su primera composición con tan solo ocho años, coincidiendo con el día de su primera comunión. Florence Beatrice Price (1887-1953) realizó su primera interpretación de piano con cuatro años. Son muchas las niñas prodigio que ha tenido el mundo de la música a lo largo de los siglos, aunque en los libros de historia no se les diera nunca el espacio que se merecían. Por ello, en este número hemos querido ofrecerles un sentido homenaje en nuestro reportaje titulado La música que no se oye. Porque si el hecho de ser mujer siempre ha constituido un hándicap a la hora de destacar en una profesión, el ser joven también. Actualmente se habla (y se trabaja) mucho por la igualdad del hombre y la mujer. ¿Pero qué pasa con la gente joven? Constantemente aparecen estigmas por el simple hecho de no llegar a la mediana edad. Sí, todavía existen directivos (y directivas) que desconfían de un trabajador joven o, incluso, que muestran sus discrepancias a la hora de reunirse con alguien 20 años menor que él o ella. En ciertas reuniones, la edad es un obstáculo para que te tomen en serio. Ocurre en todos los ámbitos de nuestra vida: nos sentimos inseguros ante un médico o profesor que podría tener la edad de nuestros hijos. Pero si les permitimos dedicarles nuestro tiempo y dejarles demostrar sus capacidades, nos daremos cuenta de que se trata de simples prejuicios, porque ellos aplican los nuevos avances en cada una de sus especialidades sin haber tenido que reciclarse. Su destreza les viene de serie. Del mismo modo, se les tilda injustamente de insolidarios y egoístas, cuando no hago más que ver en el metro a chicos que ceden su asiento a personas mayores. ¿Nos asustan las nuevas generaciones? ¿Es ese el motivo por el que les seguimos poniendo la zancadilla? Escribiendo estas líneas me viene a la memoria una foto de Katharine Meyer Graham, editora estadounidense del diario The Washington Post, posando junto a todo el equipo directivo del periódico. Además de ser ella la única mujer, la media de edad de los hombres que aparecen en la imagen no baja de los 60 años. ¿Por qué ese miedo a dar paso a nuevas mentes brillantes? La experiencia es un grado, pero los conocimientos de la gente joven también. Apostemos por ellos.

Moda de verano | Marie Claire nº 439 junio 2024

4,99 

Hay existencias

Compartir:

Cécile Chaminade (1857-1944), compositora y pianista francesa, mostró su primera composición con tan solo ocho años, coincidiendo con el día de su primera comunión. Florence Beatrice Price (1887-1953) realizó su primera interpretación de piano con cuatro años. Son muchas las niñas prodigio que ha tenido el mundo de la música a lo largo de los siglos, aunque en los libros de historia no se les diera nunca el espacio que se merecían. Por ello, en este número hemos querido ofrecerles un sentido homenaje en nuestro reportaje titulado La música que no se oye. Porque si el hecho de ser mujer siempre ha constituido un hándicap a la hora de destacar en una profesión, el ser joven también. Actualmente se habla (y se trabaja) mucho por la igualdad del hombre y la mujer. ¿Pero qué pasa con la gente joven? Constantemente aparecen estigmas por el simple hecho de no llegar a la mediana edad. Sí, todavía existen directivos (y directivas) que desconfían de un trabajador joven o, incluso, que muestran sus discrepancias a la hora de reunirse con alguien 20 años menor que él o ella. En ciertas reuniones, la edad es un obstáculo para que te tomen en serio. Ocurre en todos los ámbitos de nuestra vida: nos sentimos inseguros ante un médico o profesor que podría tener la edad de nuestros hijos. Pero si les permitimos dedicarles nuestro tiempo y dejarles demostrar sus capacidades, nos daremos cuenta de que se trata de simples prejuicios, porque ellos aplican los nuevos avances en cada una de sus especialidades sin haber tenido que reciclarse. Su destreza les viene de serie. Del mismo modo, se les tilda injustamente de insolidarios y egoístas, cuando no hago más que ver en el metro a chicos que ceden su asiento a personas mayores. ¿Nos asustan las nuevas generaciones? ¿Es ese el motivo por el que les seguimos poniendo la zancadilla? Escribiendo estas líneas me viene a la memoria una foto de Katharine Meyer Graham, editora estadounidense del diario The Washington Post, posando junto a todo el equipo directivo del periódico. Además de ser ella la única mujer, la media de edad de los hombres que aparecen en la imagen no baja de los 60 años. ¿Por qué ese miedo a dar paso a nuevas mentes brillantes? La experiencia es un grado, pero los conocimientos de la gente joven también. Apostemos por ellos.